Francisco en el Día de la Independencia: A la Madre Patria no se la puede vender

El Papa se dijo cerca de “los hijos más llagados de la patria”, en una carta enviada a monseñor Arancedo, con motivo del bicentenario de la declaración de la Independencia.

1535
El Papa envió una carta a todo el pueblo argentino el día del bicentenario de la Independencia.

 

En una carta dirigida al presidente del Episcopado: monseñor José María Arancedo, dirigida a “todo el pueblo argentino”, Francisco expresó que, en el marco de la celebración por los 200 años de la independencia, quiere “estar cerca de los que más sufren” en el país, entre los que mencionó a “los enfermos, los que viven en la indigencia, los presos, los que se sienten solos, los que no tienen trabajo y pasan todo tipo de necesidad, los que son o fueron víctimas de la trata, del comercio humano y explotación de personas, los menores víctimas de abuso y tantos jóvenes que sufren el flagelo de la droga”.

 

 

Comentarios

comentarios