Capitanich pidió clemencia y culpó a la oposición por la baja calidad institucional

431
El gobernador Capitanich dijo que la oposición le impide avanzar en reformas profundas para mejorar la calidad institucional.

“Nos estamos ocupando de todos estos temas. Pedimos confianza. Pedimos clemencia y piedad. Pedimos sensatez. Pedimos justicia”, expresó el gobernador Jorge Capitanich en un intento por atemperar los ánimos en el conflicto desatado en General San Martín tras el asesinato de Josué Lago, de 23 años, en medio de un operativo policial.

La seguridad pública es un fenómeno complejo de carácter multifactorial. No lo resuelve sólo la policía ni tampoco la justicia. Tampoco decisiones económicas, sociales o financieras aisladas.

“Pido a la comunidad de San Martín paz y concordia. Es imperioso el cese de actos de discriminación de cualquiera de las partes”, agregó dirigiéndose a quienes apuntan a la Policía como responsable del crimen y al bando que respalda a la fuerza, una división de aguas que también se da dentro del Gobierno provincial.

“Pido a todos y todas la madurez necesaria para no politizar un hecho desgraciado que enluta a nuestra comunidad”, insistió.

“Aquí no existe feudalismo. Si fue elegido en tres oportunidades sin violar la Constitución Provincial es porque sencillamente el pueblo de nuestra provincia valora el haberla respetado”, se defendió de quienes critican el aprovechamiento político del poder.

Según él, “en nuestra provincia existe división de poderes, calidad institucional y respeto por las instituciones”, y remarcó que “si no avanzamos más no es por el oficialismo sino por la oposición que impide una reforma estructural y de fondo”.

Enfrente le achacan los sucesivos excesos en el uso de la fuerza por parte del Estado para “contener” la creciente ola de demandas sociales irresueltas al cabo de casi 10 años de gobernador y otros 4 de su partidario Domingo Peppo.

Comentarios

comentarios