Una broma que salió mal: joven murió electrocutado en la pileta de Progresista

Sus amigos tiraron las lleves de su moto a un techo de chapas y al treparse a través de una columna de alumbrado recibió una descarga fulminante.

556
Federico Emanuel Benítez, de 19 años, perdió la vida en medio de una broma.

Una broma terminó de la peor manera cuando un grupo de adolescentes se divertían en la piscina del Club Unión Progresista, de Villa Ángela. Uno de los chicos arrojó la llave de la moto de otro de ellos al techo de chapas de un quincho.

Federico Emanuel Benítez, de 19 años, dueño de la moto, salió de la pileta e intentó treparse para recuperar las llaves asiéndose de la columna de una farola. En esa acción recibió una tremenda descarga eléctrica que lo fulminó en el acto. Su cuerpo quedó pendiendo a unos 7 metros de altura, desde donde fue rescatado por la Policía. El médico forense dictaminó que la muerte ocurrió por un paro cardiorrespiratorio por electrocución.

Responsables del club admitieron que los jóvenes habían reservado el uso de la pileta pero no tenían conocimiento de su ingreso al predio. Operarios de Secheep encontraron una conexión irregular en la columna en cuestión, la que fue inmediatamente inhabilitada.

La investigación está a cargo de la fiscal Gisela Oñuk, quien ordenó el secuestro de varios elementos como evidencia y la clausura del “sector pileta” del club.

Comentarios

comentarios