Tragedia de Chapecoense: Lamia tenía un solo avión y quedó sin combustible a minutos de aterrizar

La compañía venezolana radicada en Bolivia sólo contaba con una aeronave. No había logrado homologar otras para prestar servicio regular. Hace dos semanas trasladó a la Selección argentina.

1099
El avión siniestrado tenía una autonomía menor a la distancia que debía recorrer.

El avión de la compañía venezolana Lamia (Línea Aérea Mérida Internacional de Aviación), que en la noche del lunes se estrelló a poco de aterrizar en Colombia, era el único de la “flota”. Así lo denunció el piloto argentino Jorge Polanco que puso en duda el plan de vuelo al calcular la cantidad de combustible necesaria para recorrer los 2.972 kilómetros desde la escala en Viru Viru, en Santa Cruz de la Sierra hasta Medellín. Según el constructor, su autonomía es de 2.962 kilómetros.

Según su experiencia, interpreta que la empresa habría intentado abaratar costos arriesgando dramáticamente la autonomía de la aeronave que puede varias según las condiciones climáticas y el peso transportado.

Esta aeronave transportó a la Selección Argentina hace apenas unos días cuando voló a Belo Horizonte para enfrentar al local por las eliminatorias del Mundial de Rusia.

Ese día, al descender, los jugadores dijeron que el vuelo había atravesado turbulencias de una magnitud tal que generó ciertas descompensaciones en los jugadores, entre ellos Lionel Messi.

“Yo no sé quién asesora a la AFA. Evidentemente eligen la empresa más barata sin pensar en la seguridad”, apuntó, en diálogo con el canal de noticia A24. Y advirtió que “desde 1983, Lamia acumula 200 víctimas en diversos accidentes.

Por estos antecedentes, dijo que la compañía venezolana “se refugió en Bolivia, desde donde podía operar con un solo avión”.

El objetivo de Lamia había sido operar una línea entre Bolivia y Venezuela, pero el segundo había que había adquirido para eso no obtuvo la homologación, por lo que la compañía se abocó exclusivamente a los vuelos chárter.

El avión siniestrado había volado en una compañía europea y fue incorporado por Lamia en 2009, después de tres años sin prestar servicio.

 

Comentarios

comentarios