El sábado abren las iglesias a pesar del DNU que prohíbe reuniones sociales

288
El Gobernador decidió avanzar con la apertura de templos a pesar de la prohibición de las reuniones sociales en todo el país.

 

El gobernador Jorge Capitanich y el ministro de Gobierno y Trabajo: Juan Manuel Chapo, encabezaron una reunión de la Mesa Interreligiosa en la que acordaron seguir adelante con el plan de reabrir los templos y habilitar todo tipo de celebraciones religiosas.

La decisión contradice el DNU firmado por el Presidente de la Nación: Alberto Fernández que prohíbe en todo el país las reuniones sociales, incluso las privadas dentro mismo del ámbito familiar, que superen las 10 personas. El decreto busca frenar la ola de contagio de coronavirus en esta instancia de la pandemia. 

La apertura de las iglesias será el próximo sábado 8 de agosto de acuerdo a un protocolo que impone que las celebraciones no se extiendan más de 2 horas, aunque podrá haber varias entre las 8 y las 18, y sólo se permitirá la ocupación del 50 por ciento de la capacidad de los salones.

Los asistentes tendrán que obtener un permiso en la página oficial donde se le asignará un código QR que será suministrado al organizador para programar la concurrencia y el número de eventos.

Según Capitanich, el código QR que identificará a los asistentes permitirá detectar contactos en caso de contagios en estas actividades.

Uno de los asistentes a la reunión dijo que el mismo Gobernador precisó que la prohibición de reuniones sociales sólo abarca a las “informales”. “Pero lo nuestro es bien formal”, remarcó.

Comentarios

comentarios