Polémica en Quitilipi: la Municipalidad gastó medio millón de pesos en la fiesta del Estudiante

El Concejo había aprobado un gasto de 190 mil pesos, pero se solicitó una ampliación del presupuesto. Oficialistas y opositores se pusieron de acuerdo y lo aprobaron. Sólo Sergio Kochowiec se opuso.

974
El intendente Casalboni se dirigió a los estudiantes desde el escenario, durante la fiesta.

Sergio Kochowiec, de Vamos Chaco, fue el único de los nueve concejales de Quitilipi que se opuso a destinar cadi medio millón de pesos a los festejos organizados por la Municipalidad con motivo del Día del Estudiante.

El Concejo había autorizado a la Intendencia una erogación de 190 mil pesos para la celebración, pero con el correr de los días, aparentemente, los gastos se fueron incrementando y surgió la idea de contratar a Agapornis.

Todos estaban entusiasmados con la idea de tirar la casa por la ventana, pero el cachet del afamado grupo de cumbia pop excedía el presupuesto, por lo que la secretaria de Financias, además esposa del intendente Sergio Casalboni, sugirió al Concejo una sustancial ampliación.

Todos los concejales, tanto los oficialistas de Vamos Chaco, como los opositores del Frente Chaco Merece Más, estaban de acuerdo en incrementar la cifra, excepto Sergio Kochowiec, partidario de Casalboni.

“Algunos coincidían conmigo en la conveniencia de priorizar otros temas pendientes, pero de todos modos votaron a favor alegando que los chicos merecían un buen festejo”, dijo Sergio al señalar la contradictoria actitud del resto de sus colegas.

Para graficar las urgencias de la Municipalidad de Quitilipi, el concejal dijo que son recurrentes las quejas de los vecinos por la irregular prestación de los servicios públicos, que no hay manera de mejorar sin invertir, ya que las áreas pertinentes aseguran no contar con los elementos necesarios. “Podíamos haber empezado por ahí, pero la mayoría decidió lo contrario”, lamentó.

Casalboni: gastamos menos que el año pasado

“No sólo de pan vive del hombre. Un chico no es un tanque al que se le carga combustible y listo. Por un lado, necesita alimento y por el otro, mimos. En una sociedad tan golpeada como Quitilipi, esta es la única oportunidad que algunos tienen de ver un show con artistas de este tipo”, dijo el intendente Casalboni al defender el costo de la fiesta.

El jefe comunal explicó que la Semana del Estudiante era una serie de eventos destinados a los jóvenes, libres de alcohol y libre de humo, que finalizó con un espectáculo al que la gente asistió donando alimentos no perecederos.

“Nosotros decidimos que se den a conocer los costos. Hemos reducido los de otros años. Hoy la gente puede decir si está a favor o en contra, porque se conocen los montos”, concluyó en diálogo con el canal de noticias TN.

 

Comentarios

comentarios