Piden elevar a juicio la causa contra Cristina por corrupción en la obra pública

El fiscal Pollicita investiga el direccionamiento de la obra pública a favor de Lázaro Báez. La considera jefe de una asociación ilícita que perjudicó el patrimonio del Estado.

135
El fiscal Pollicita cree que Cristina Fernández era la líder de una asociación ilícita que manejó discrecionalmente la obra pública.

El fiscal Gerardo Pollicita pidió que la investigación por el direccionamiento de la obra pública a favor de Lázaro Báez sea elevada a juicio oral y público. En este expediente se acusa a Cristina Fernández de ser “jefa de una asociación ilícita” y de haber defraudado al Estado al no velar por sus intereses y favorecer “al amigo presidencial”.

La causa es considerada el delito precedente de otras investigaciones por lavado de dinero, definidas como la instancia de “reciclaje de fondos” que pertenecían al Estado y que permitieron “enriquecer el patrimonio” de los ex presidentes.

Así, por primera vez Lázaro y Cristina estarán juntos en un juicio oral por una causa de corrupción.

En este expediente, el juez Julián Ercolini procesó a la expresidente, a Julio De Vido, a José López, a Carlos Kirchner, a Nelson Periotti, entre otros exfuncionarios, y a Lázaro Báez por asociación ilícita y defraudación al Estado, por haber favorecido al grupo Austral con 52 contratos viales por 46.000 millones de pesos, “plagados de irregularidades administrativas, sobreprecios y falta de controles”. }

Este circuito de contrataciones “irregulares”, según el fiscal Pollicita, permitió que el patrimonio del “amigo presidencial” creciera entre 2004 y 2015, un 12.127 por ciento, adquiriendo bienes por 205 millones de dólares. Pero no era la instancia final: los fondos “eran destinados al patrimonio de los expresidentes”.

Según Pollicita, en esta causa se investiga una “operatoria criminal” con la cual desde el Gobierno anterior y diversos “organismos estatales vinculados a la obra pública, se “montó una estructura funcional orientada a la sustracción de fondos públicos por medio de la asignación discrecional (casi el 80%) de las obras viales adjudicadas en Santa Cruz”, lo que representó la contratación del Estado “en favor de Lázaro Báez” por más de 46.000 millones de pesos”.

 

 

Comentarios

comentarios