Piden a Capitanich que haga cumplir la norma que prohíbe las bombas de estruendo

El presidente del Concejo: Gustavo Martínez, y concejales de todos los bloques reclamaron al Ejecutivo Municipal que se arbitren los medios para evitar la venta de pirotecnia de alto impacto sonoro.

334
El presidente del Concejo: Gustavo Martínez, encabezó el reclamo para que la Intendencia haga cumplir la ordenanza 12.387, sancionada en septiembre.

El presidente del Concejo Municipal: Gustavo Martínez solicitó al Poder Ejecutivo Municipal que controle a los comercios y puestos de venta de pirotecnia exigiendo que se cumpla la ordenanza 12.387, que prohíbe la venta de elementos de pirotecnia de alto impacto sonoro.

Lo hizo acompañado por los concejales Nancy Sotelo, de Libres del Sur; los radicales María Teresa Celada y José Barbetti; la justicialista Alicia Frías, y Martín Bogado, del ARI.

Los ediles solicitaron al Poder Ejecutivo Municipal arbitre sus recursos y se avoque a fortalecer los controles para lograr el cumplimiento efectivo de la ordenanza sancionada en septiembre y que dispone la prohibición de la venta de elementos de pirotecnia de alto impacto sonoro y además pidieron a la población que colabore y no compre dichos artículos que afectan a mascotas y personas con diferentes patologías médicas.

En ese contexto, Martínez recordó que una vez dispuesto el marco jurídico por el Concejo Municipal, el Ejecutivo tiene la responsabilidad de disponer todas las herramientas para llevar adelante los controles y aplicar las sanciones a quienes infrinjan la norma.

Un reclamo de los vecinos

La concejal Nancy Sotelo, de Libres del Sur, presidente de la Comisión de Salud donde se debatió el proyecto que luego se convirtió en ordenanza, resaltó el gran esfuerzo de sus pares para lograr la sanción de la norma y remarcó que la misma tuvo en cuenta los reclamos de los vecinos.

“Hacemos un fuerte llamado al intendente Jorge Capitanich para que fortalezca los controles y para que en definitiva cumpla la ordenanza. “Queremos que la prioridad de Resistencia sea festejar sin lastimar, utilizar sólo los elementos habilitados y haciendo fuerte hincapié en que las bombas de estruendo y los elementos pirotécnicos de alto impacto están prohibidos”.

La salud de las personas y los animales

La concejal radical María Teresa Celada precisó que dicha ordenanza tuvo en cuenta el análisis de ingenieros especialistas en sonido y fijó la tolerancia de los decibeles del oído humano. “No solamente hablamos del perjuicio auditivo sino también de que pueden producirse quemaduras, pueden afectar al sistema nervioso central de las personas y ahí tenemos que tener en cuenta a los niños, a los adultos mayores, a aquellas personas que tienen patologías como el autismo o que hayan sufrido un ACV, entre otras”, dijo.

Por su parte, Alicia Frías, del PJ, que preside el Consejo Consultivo de Protección Animal, señaló el perjuicio que los estruendos generan a los animales. “Instamos a los ciudadanos que sigan denunciando, que no se cansen, que nosotros vamos a responder a todas las solicitudes porque creemos que es vital para toda la comunidad comprendiendo la importancia de este tema si pensamos en preservar la salud de nuestras mascotas”, dijo.

José Barbetti, de la UCR, dijo observó el surgimiento e incremento de puestos de venta de productos pirotécnicos en los días previos a Navidad. Y consideró que se impone no sólo la ilegalidad comercial sino la comercialización de productos prohibidos por la ordenanza 12387.

Por esto, insistió al Ejecutivo Municipal que incremente los controles durante el sábado y domingo, cuando los vendedores de pirotecnia busquen aprovechar la fiesta de Año Nuevo.

 

 

 

Comentarios

comentarios