Peppo pidió tranquilidad a los chaqueños: No renuncio, no estoy involucrado en nada       

El Gobernador admitió que sabía que había una investigación en curso que involucraba a funcionarios suyos y que “muchos pedía que la frenara”, pero que él no prefirió dejar actuar a la Justicia.

1045
El gobernador Peppo, desde Estados Unidos, dijo que no renunciará y que seguirá colaborando con la Justicia que investiga a sus funcionarios.

El gobernador Domingo Peppo aseveró que ni siquiera pensó en la posibilidad de presentar su renuncia a la Gobernación tras el escándalo por la investigación de la Justicia Federal por la presunta comisión de los delitos de evasión impositiva, lavado de activos, asociación ilícita, enriquecimiento ilícito y fraude en perjuicio de la administración pública, que alcanza a funcionarios de su gabinete, como el secretario general de Gobierno: Horacio Rey, y a su propia secretaria privada: Susana Fernández, esposa de Rey.

“Me hicieron llegar una cadena de Whatsapp sobre tema, y la persona que está encargada del área de prensa me preguntó si íbamos a salir a contestar algo, pero consideré que contestar una cadena en las redes sociales no es serio”, dijo desde Estados Unidos en una entrevista en La Radio.

Querían que frene la investigación

“Muchos me decían: mirá que se está investigando tal cosa, y me recomendaban hacer algo para parar todo”, contó Peppo, confirmando que el Gobierno estaba al tanto de la cuestión que se supone debió mantenerse en secreto.

“Yo pude haber utilizado influencias para intentar frenar la investigación, pero no lo hice, jamás llamé ni al fiscal federal ni a la jueza federal a pesar de que son personas que conozco, a las que tengo acceso”, relató, y en cambio, dijo que prefirió “que la Justicia avance, que haga su trabajo e investigue todo lo que hay que investigar”.

Así, dijo que apenas enterado de los allanamientos del último viernes a la Secretaría Legal y Técnica, a la Fiduciaria del Norte y al Ministerio de Desarrollo Social, entre otros, dio la orden de que todos los funcionarios responsables se pongan a disposición de la Justicia y colaboren en todo lo que les sea requerido.

Y el segundo paso fue separar del cargo a Horacio Rey, al subsecretario de Comercio: Roberto Lugo, y a Susana e Ismael Fernández, que revistan como personal de gabinete de la Secretaría General de Gobierno a las órdenes de Rey, que estaban mencionados en los informes judiciales.

Efecto no deseado

Peppo admitió que esta situación le causa “un grave daño al Gobierno”, el que describió como “un efecto no deseado, por decirlo de una forma elegante”.

Pero insistió en que hará todo lo que deba hacer para permitir el libre desenvolvimiento de la Justicia, para lo que su gobierno colaborará de manera desinteresada y permanente. “Y que cada uno se defienda como cree que se tiene que defender”, remató.

 

Comentarios

comentarios