Pacto con Irán: indagarán a Cristina y le prohibieron salir del país

La ex presidenta fue citada por el juez Bonadío para el 26 de octubre, cuatro días después de las elecciones; puede ser procesada por los delitos de encubrimiento o traición a la patria

73

Cristina Fernández será indagada por el juez Claudio Bonadío el próximo 26 como sospechosa de haber intentado exculpar a Irán por el ataque a la Amia, tal como denunció el fiscal Alberto Nisman cuatro días antes de morir.

Es la causa más grave para la ex presidenta. No es un caso de corrupción, sino de protección del terrorismo internacional, lo que le garantizaría copar los portales y las tapas de los diarios del mundo.

Bonadío no tiene que decidir ahora cuál es el delito que le endilgará a Cristina. Lo hará cuando decida si la procesa o no. Las opciones son las de encubrimiento de un delito de lesa humanidad, como consideró el fiscal Gerardo Pollicita cuando pidió su indagatoria; o la de traición a la patria, como sugirió el fiscal de Cámara Germán Moldes.

En la hipótesis de Nisman, Cristina firmó el pacto con Irán para que Interpol diera de baja las circulares rojas con las que la justicia nacional pidió la captura de media docena de ex funcionarios iraníes acusados de volar la Amia. A cambio, se restablecerían las relaciones comerciales y la Argentina vendería granos y compraría petróleo.

Bonadio citó, además, al ex canciller Héctor Timerman (17 de octubre); a Jorge Alejandro Khalil (18), conocido como “Youssuf” y supuesto nexo con Irán; a Ramón “Allan” Héctor Bogado (18), supuesto agente inorgánico de la SIDE; a Fernando Esteche (18), y a Luis D’Elía (19), que hablaron sobre negocios que les traería el pacto.

Además, están citados el ex vicecanciller Eduardo Zuain (19 de octubre) y los ex secretarios privados de Timerman Luciano Tanto Clement (20) y José Mercado (20), más el embajador argentino ante los organismos internacionales en Ginebra, Alberto D’Alotto.

La tanda seguirá con Carlos Zannini (23 de octubre), Oscar Parrilli (24), el ex jefe de Gabinete del Ministerio de Justicia Juan Martín Mena (24), la ex procuradora del Tesoro Angelina Abbona (25) y el diputado Andrés Larroque (25).

Pollicita reunió pruebas, testimonios y documentos y en seis meses pidió indagatorias de los ahora citados por Bonadío. Las evidencias contra la ex presidenta pasan por escuchas telefónicas que había ordenado Nisman, en las que hablan D’Elía, Esteche y Khalil sobre el pacto con Irán y las ventajas económicas que podrían obtener tras restablecerse las relaciones.

Pollicita agregó a esas llamadas su geolocalización. Confirmó que cuando los interlocutores decían, por ejemplo, que estaban en la Casa de Gobierno, las antenas que registraron esas llamadas confirman que estaban allí.

 

Comentarios

comentarios