Olivello ahora le mete palo al Gobierno: Son unos cagones

857
Olivello dijo haberse ido con la frente en alto y habló de un Goierno de "cagones".

El sargento Gustavo Olivello se negó a renunciar a su cargo de subsecretario de Seguridad y Prevención en Abordaje Territorial tras los incidentes del jueves y el viernes que lo tuvieron como protagonista, lo que obligó al gobernador Jorge Capitanich a despedirlo por decreto.

“No voy a renunciar, que me echen”, había dicho, pero advirtiendo: “Si me echan, le habrán mentido a la gente”.

Expulsado del gabinete provincial regresó a la conducción de su programa Alerta Urbana, en Radio Argentina, donde recibió el respaldo de la audiencia que ya se había adelantado a través de las redes sociales, donde sus seguidores también vilipendiaron a Capitanich tachándolo de mafioso, ladrón y delincuente, entre otros adjetivos.

“De acá no me pueden echar, acá mando yo”, ironizó sobre su equipo. Y no desaprovechó oportunidades para referirse a su frustrada experiencia en la función pública disparando contra las autoridades provinciales: “Son cagones”, definió.

No obstante el accidentado final, consideró que fue productivo, porque “antes tenía dudas, ahora tengo certezas. Y la gente también tiene certezas, ya sabe perfectamente de qué lado está, si del lado de quienes velan por la sociedad o del lado de los que delinquen permanentemente.

Según su parecer, esto se reflejará en las urnas.

Comentarios

comentarios