Mario Teruel dejó Los Nocheros tras la detención de su hijo por abusar de una niña

“Esta situación me genera una terrible angustia", escribió en las redes. Su hijo, Marco Lautaro Teruel, está detenido con prisión preventiva después d reconocer haber abusado de una niña de 6 o 7 años.

2329
Mario Teruel dejó Los Nocheros. Su hijo fue grabado por la víctima pidiendo disculpas por abusar de ella cuando era una niña.

El músico de Los Nocheros Mario Teruel anunció su alejamiento de la banda tras la detención de su hijo Marco Lautaro, de 27 años, acusado de abusar sexualmente de una niña hace unos diez años.

La víctima tiene ahora 16 años y grabó la confesión de Teruel cuando éste la citó para pedirle disculpas por lo que había pasado.

“Ante los hechos que son de público conocimiento he decidido tomarme un tiempo fuera de Los Nocheros para acompañar a mi hijo Lautaro en el proceso judicial que atraviesa”.

“Esta situación me genera una terrible angustia, sobre todo pensando en los momentos por los que está pasando la joven y me ha llevado a conversar con el grupo la necesidad de apartarme por un tiempo de los escenarios, para atravesar la situación con total privacidad”, indicó.

“Es momento de respetar el silencio que requiere la Justicia” para que avance con la investigación del caso. Y concluyó: “Rezo para que Dios nos dé fuerza a todos y afrontar con humildad el proceso de la Justicia, para que la víctima y las familias involucradas encontremos algo de paz”, agregó.

La causa está radicada en el Juzgado de Garantías de 7° Nominación y la Fiscalía Penal de Delitos contra la Integridad Sexual N° 1, a cargo del doctor Sergio Federico Obeid, quien ya ordenó el cumplimiento de diversas medidas probatorias e imputó a Marco Lautaro Teruel por los delitos de exhibiciones obscenas agravadas y abuso sexual con acceso carnal en concurso real.

Teruel y la niña se conocían. Ella iba a su casa a jugar con un familiar de él. En la charla que mantuvieron queda claro que los hechos ocurrieron.

“Con lo tuyo, digamos, hace mucho tiempo, como tres, cuatro años, que vengo diciendo ‘tengo que pedirle perdón a esa pendeja porque se lo merece’. Fue una pendejada. No puedo sacar cálculos sobre qué edad teníamos los dos. Por eso te quería pedir disculpas”, le dijo el joven.

“Me encanta que estés ahora así, grandota, que se pueda hablar con vos, boluda, no siempre se puede, no siempre tenés la posibilidad de arreglar las cosas o de intentar arreglarlo. En ese momento no tuvo arreglo, pero ahora sos un poco más grande, podemos charlarlo, juntarnos, me podés tirar un mensaje o lo que sea. Como le dije a tu vieja: ‘Para vos y para ella yo estoy para cuando quieran hablar’. Para tu vieja también, ya sé que es mucho más difícil, pero nada tampoco me gustaría verle la cara a tu vieja y que se entere que soy un hijo de mil puta. Porque soy moquero, soy mujeriego, pero tampoco siento que sea un abusador. Saber que sí lo fui, es un bajón”, expresó entre otras cosas en tono de confesión.

Comentarios

comentarios