Maldonado quiere que los dólares de Antonini Wilson vayan a los pueblos originarios

El defensor del Pueblo adjunto envió una carta al jefe de Gabinete, Marcos Peña, para que los 800 mil dólares decomisados al empresario venezolano hace 9 años sean destinados a la “reparación histórica”. La Justicia ordenó destinarlos a “fines sociales”.

534
Maldonado relevó recientemente la situación socio sanitaria de varias comunidades de El Impenetrable. Entiende que la postergada "reparación histórica" debe hacerse realidad.

El juez Pablo Yadarola, a cargo de la Secretaría N° 4 del Juzgado Nacional en lo Penal Económico N° 2, ordenó la semana pasada el decomiso de manera definitiva y anticipada los 800 mil dólares secuestrados en la causa “Antonini Wilson Guido Alejandro s/ infracción a la ley 22415”. Y mandó que estos, a través de la Jefatura de Gabinete de la Nación, se inviertan en obras que reparen el daño causado a la sociedad.

Se trata del dinero que Antonini Wilson pretendió ingresar al país sin declarar hace más de nueve años y que fueran detectados por la Policía de Seguridad Aeroportuaria. La Justicia investiga el origen y el destino de los mismos; se presume que estaban destinados a la campaña proselitista del Frente para la Victoria.

En virtud del fallo, el defensor del Pueblo del Chaco adjunto, Hugo Maldonado, remitió una carta al jefe de Gabinete, Marcos Peña, solicitando que los recursos en cuestión sean destinados a la “reparación histórica” adeudada a los pueblos originarios de todo el país, y en particular a los del Chaco.

El funcionario funda la petición en la necesidad de revertir el estado de vulnerabilidad en el que se encuentran estas comunidades, para lo que menciona las conclusiones del VIII Encuentro Nacional de Pueblos Originarios de Argentina que se realizó en Resistencia en 2014, en el que se declaró la alerta por la falta de asistencia sanitaria, la situación de las mujeres y los jóvenes en estado de marginación y el hambre, tras lo cual varios niños murieron por desnutrición, tuberculosis, chagas y otras enfermedades, casos que se conocieron públicamente.

También recuera que el papa Francisco y el presidente de la Junta Episcopal de la Pastoral Aborigen se expresaron en el mismo sentido el año pasado al reclamar un gesto de reparación histórica para con los pueblos indígenas.

“Este fin encuadra cabalmente en lo dispuesto por el juez Yadarola, y enmienda, al menos en parte, la deuda acumulada por las sucesivas administraciones gubernamentales”, dice Maldonado, y, por esto, peticiona además que futuros decomisos tengan el mismo destino “para que la reparación deje de ser un anuncio o un pequeño gesto y finalmente se concrete”.

Comentarios

comentarios