Femicidio de Lorena Romero: ya no hay detenidos y se desdibuja la investigación

334

El fiscal Héctor Valdivia, al frente de la Fiscalía de Investigación en temática de violencia de género, dispuso la libertad de Ramón Ramos y de su hijo Walter, los últimos detenidos por el femicidio Lorena Romero, tío y primo de quien fuera su novio: Exequiel Ramos.

Lorena, de 21 años, había desaparecido el 10 de junio de 2019 de su casa de Villa El Dorado, en la zona sur de Resistencia. Fue hallada 6 días después, descuartizada, en las costas santafesinas del río Paraná, a más de 200 kilómetros al sur de Resistencia.

Su exnovio: Exequiel Ramos, había sido detenido durante la búsqueda, pero recuperó la libertad cuando la Justicia no encontró relación con la desaparición de la joven.

Tras el hallazgo fue detenido nuevamente. También Gonzalo Gerardo Medina Calizaya, de 39 años, a quien ella le había vendido un teléfono celular poco antes de desaparecer pero recuperó la libertad en poco tiempo.

Exequiel fue liberado en noviembre; en principio se le impuso una fianza de 500 mil pesos pero finalmente se aceptó su caución juratoria.

Paralelamente fueron detenidos Ramón y Walter Ramos tras una serie de allanamientos a su vivienda y a una vivienda precaria en la costa del riacho Barranqueras, en Puerto Vilelas donde hallaron herramientas, entre ellas discos de corte de amoladora, además del secuestro de 2 automóviles.

Los investigadores que sindican a Exequiel como principal sospechoso, entendien que no pudo haber actuado solo, y vieron a su tío y su primo con cierta participación en el crimen.

Pensaban que la joven fue asesinada y trasladada hasta Vilelas en el automóvil de uno de ellos, desmembrada, y arrojada al río aguas abajo. Pero las pericias demostraron que la sangre hallada ahí no pertenecía a la joven ni a los Ramos, por lo que la línea investigativa basada en esa hipótesis se perdió.

Ramón Ramos había sido beneficiado con prisión domiciliaria por la pandemia de coronavirus, y ahora fue excarcelado junto a su hijo que guardaba prisión en la comisaría de la Isla del Cerrito. El abogado de ambos: Miguel Barceló, dijo que ahora el objetivo es lograr el sobreseimiento definitivo antes del juicio oral.

A 14 meses del femicidio, la causa ya no tiene detenidos y, al parecer, tampoco una hipótesis firme.

Comentarios

comentarios