Crisis en el 4 de Junio: la ministra de Salud dijo que las directoras renunciaron voluntariamente

Mariel Crespo negó haber echado a Marianela Cañete y Corina Zárate. Dijo que el subsecretario David Blanco trajo de Sáenz Peña información referida a varias denuncias y las denuncias “indeclinables, por razones personales y de fuerza mayor”.

3250
Cuatro meses duraron en el cargo las directoras del hospital 4 de Junio. Hay versiones cruzadas sobre los motivos de sendas renuncias.

La ministra de Salud Pública, Mariel Crespo, negó rotundamente que funcionarios de esa cartera hayan presionado a la directora del hospital 4 de junio, Marianela Cañete, y de la codirectora Corina Zárate, como se denuncia desde Presidencia Roque Sáenz Peña.

La funcionaria dijo que, siguiendo directivas “gubernamentales”, una comisión del Ministerio se dirigió al nosocomio para recabar información que guarde relación con una serie de “denuncias formales e informales presentadas por la comunidad y un gremio”, el último miércoles. Esto se había sumado a una carpeta de denuncias elevadas por la directora al propio gobernador Domingo Peppo, sin que ella tuviera conocimiento.

Según aseguró, el viaje del subsecretario de Salud, David Blanco, y otros dos funcionarios del Ministerio, no tenía por objetivo exigir la renuncia de las directoras ni presionarlas de ninguna manera, pero que en una reunión privada que mantuvieron, las médicas entregaron sus renuncias “por cuestiones personales y razones de fuerza mayor y con carácter indeclinable”.

Por esto, Crespo dijo estar más que sorprendida por el hecho de que, ya durante la reunión, se dijo que los funcionarios habían ido a exigir la dimisión de las directoras y al salir fueron increpados y acusados de aprietes y a forzar las renuncias, “cuando eso no fue así”.

Con esta novedad, dijo que citó para hoy a Cañete, pero que ésta alegó que le resultaba imposible viajar y sugirió que fuera ella la que acudiera al hospital 4 de Junio, algo que hoy le resulta imposible.

Paro y renuncias

En apoyo a las directoras, la Gremial Médica convocó a un paro de actividades, algo que la ministra dijo que le preocupa muchísimo, pero remarcó que “hay un fallo que exige al Gobierno y al personal garantizar las guardias mínimas”, por lo que entiende que el servicio de salud se está prestando normalmente.

Paralelamente, contó haberse enterado a través de las redes sociales de la renuncia de toda la cúpula del hospital, sumando a las directoras, la salida del cargo de trece jefes de servicios. “Yo no tengo ninguna renuncia formal, así que para mí eso no existe, pero de todos modos el plazo para aceptar las renuncias es de 30 días”, concluyó.

 

Comentarios

comentarios