Conductor ebrio y en calzoncillos terminó comiendo hamburguesas en la plaza

El hombre sorprendió a todos por su atuendo. Su auto fue secuestrado y quedó descalzo y en paños menores al no poder hallar el resto de su indumentaria.

1078
El conductor vio cómo la grúa se llevaba su auto mientras comía una hamburguesa en un puesto callejero.

Un conductor en estado de ebriedad fue interceptado conduciendo un automóvil Fiat Uno, de color bordó, en Julio Argentino Roca al 50, en pleno microcentro de Resistencia.

Al parecer, el automovilista, de 40 años, pretendió estacionar intentando infructuosamente pasar desapercibido para el control de tránsito y alcoholemia con el que se encontró sorpresivamente.

Pero si no pudo pasar desapercibido dentro del auto, mucho menos podría hacerlo afuera, ya que estaba en paños menores. El hombre fue invitado a descender y quedó con media humanidad al descubierto, ya que llevaba puesto un suéter en la parte superior, pero en la inferior sólo calzoncillos y medias.

El auto fue secuestrado, pero el conductor se resistía a abandonarlo sin encontrar su ropa y sus zapatos. Sin embargo, no encontró nada de eso por más que buceó y buceó en el habitáculo y el baúl.

Finalmente, no tuvo más remedio que continuar su camino a pie y semidesnudo, pero antes decidió reponer energía con una hamburguesa en un concurrido puesto de comidas de la plaza 25 de Mayo, donde hizo las delicias del público.

 

El automóvil fue secuestrado. En su interior, el conductor buscó sin éxito su pantalón.
El automóvil fue secuestrado. En su interior, el conductor buscó sin éxito su pantalón.

Comentarios

comentarios