Cayó en Uruguay el “loco del mortero”

407
Sebastián Romero, "célebre" por sus disparos de mortero contra el Congreso, fue detenido en Uruguay tras 2 años y medio prófugo.

Sebastián Romero, el militante de izquierda que en diciembre de 2017 disparó contra los policías con un mortero artesanal durante una protesta frente al Congreso, fue detenido por la Policía Nacional de Uruguay en ese país cerca de la frontera con Brasil.

Romero estaba prófugo desde aquella protesta contra la reforma previsional sancionada cuando promediaba el gobierno de Mauricio Macri.

«La Oficina Interpol de Uruguay nos informó que Romero fue detenido cerca del paso fronterizo de Chuy, que comunica Uruguay con Brasil. La sospecha es que se mantenía con la colaboración de compañeros de militancia», informó la Policía Federal Argentina.

Está imputado por intimidación pública, daño, lesiones, resistencia a la autoridad y perturbación de la sesión del Congreso, entre otros delitos. En las redes sociales se lo conocía como el “gordo mortero” o el “loco del mortero”.

En enero de 2018 el Ministerio de Seguridad de la Nación ofreció una recompensa de hasta un millón de pesos a quien aportara datos que sirvieran para localizarlo. Y ya en 2019 era buscado en Uruguay.

Ahora se espera el proceso de extradición, aunque existe la posibilidad de que sea expulsado de Uruguay, lo que aceleraría el trámite.

Después de la detención de Romero, la exministra de Seguridad: Patricia Bullrich publicó en las redes sociales: «Con un mortero fue uno de los tantos violentos que apedrearon el Congreso en rechazo a una reforma previsional mucho mejor que los decretazos del presidente. Hoy fue capturado en Uruguay y será juzgado por las agresiones. Felicito a las fuerzas por el trabajo».

Comentarios

comentarios