Caso Skanska: indagatoria para De Vido y José López por presuntas coimas

El juez Casanello hizo lugar a un pedido del fiscal Stornelli. Deberán ir a declarar el 24 y el 25 de octubre. La investigación se inició cuando un ejecutivo de la compañía confesara el pago de sobornos a funcionarios.

243
El detenido ex subsecretario de Obras Públicas y el diputado Julio De Vido suman otra cita a indagatoria.

El juez federal Sebastián Casanello citó a indagatoria al ex ministro de Planificación Federal Julio De Vido y al ex secretario de Obras Públicas, el detenido José López, por supuestos sobornos en el marco del caso Skanska, la primera gran denuncia de corrupción del kirchnerismo.

El juez hizo lugar a un pedido del fiscal del caso, Carlos Stornelli, que tiene delegada la investigación. Citó a De Vido para el 25 de octubre y a López, para el 24.

Stornelli sostuvo que ambos podrían haber sido destinatarios de “comisiones indebidas” en las gestiones para la ampliación de dos gasoductos. Además, consideró que ellos fueron “parte de la maniobra defraudatoria en perjuicio del Estado nacional” y que intervinieron en “negociaciones incompatibles con el ejercicio de las funciones públicas” con el objetivo de favorecer a la constructora Skanska.

Aunque aparece en el expediente desde sus inicios, De Vido jamás había sido citado a declarar en este caso, que estalló hace casi una década. Es el más viejo de corrupción que compromete a funcionarios del kirchnerismo y parecía destinado al cierre, pero tomó un nuevo impulso el 13 de abril pasado, cuando la Sala IV de la Cámara de Casación avaló como prueba una grabación en la que un gerente de Skanska confesaba el pago de sobornos, grabación que la Sala I de la Cámara Federal había declarado nula en mayo de 2008.

Cuando dispuso las indagatorias, Casanello citó esos audios como una prueba central de las presuntas coimas.

La hipótesis que se investiga es que Skanska pagó sobornos para ser beneficiada en las contrataciones de las obras para ampliar los gasoductos Norte y Sur. Y que para justificar en su contabilidad esas erogaciones le compró facturas falsas a la firma Infiniti Group SA.

Por el caso Skanska habían sido procesados otros funcionarios de menor rango: el ex titular del Enargas Fulvio Madaro, el ex titular de Nación Fideicomisos Néstor Ulloa y el ex secretario de Energía Daniel Cameron. Todos ellos fueron sobreseídos en 2011 por la Sala I de la Cámara Federal. El 22 de abril pasado, Stornelli le pidió a Casanello que anulara aquellos sobreseimientos de la Cámara con el argumento de que era un caso de “cosa juzgada írrita”; es decir, que se daban las circunstancias excepcionales que justifican reabrir una causa cerrada porque no se había considerado una prueba clave, que ahora la Casación declaró válida y que no podía seguir desconociéndose. Casanello declaró “procedente” el planteo de Stornelli, pero entendió que era la Cámara la que debía volver a analizar la prueba y resolver si cambiaba de decisión. Hasta ahora, el tribunal no se pronunció.

Otros dos funcionarios que habían sido indagados y por ahora están sobreseídos en este caso son el contador Andrés Galera, hoy imputado además como aparente “testaferro” de José López en la causa por su enriquecimiento, y Roberto Baratta, hombre de la más estrecha confianza de De Vido, ex subsecretario de Coordinación de su ministerio y frecuente nexo informal del ministro con los empresarios.

Cuando pidió las indagatorias de De Vido y López, Stornelli solicitó también que se revisara la situación de Baratta y Galera, pero la Justicia aún no se expidió sobre ellos. No obstante, Casanello hizo alusión a Galera cuando ordenó la indagatoria de López.

La Nación

Comentarios

comentarios