Carísimo: el Gobierno paga el bidón de agua el doble que cualquier hijo de vecino

433
Capitanich llama a licitación para obtener mejor precio y termina pagando el doble.

El precio del bidón de agua filtrada de 20 litros oscila entre 120 y 240 pesos, dependiendo de la marca y la ubicación del punto de venta, retirando del comercio o con entrega a domicilio, si la compra es por unidad o por cantidad, si el cliente es ocasional o abonado, entre otros factores.

En octubre de 2019 el gobernador Jorge Capitanich autorizó llamar a licitación para la adsuisición de 7.500 bidones de 20 litros y 80 dispensers frío-calor en comodato, para abastecer por aproximadamente 6 meses a las oficinas de la Secretaría General de la Gobernación. El presupuesto oficial era de 1.050.000 pesos.

Recién la última semana se autorizó la compra a Aguas RAM, el único oferente, pero hubo cambios: se redujo la cantidad de bidones y se incrementó el presupuesto: sólo serán 6.794 y ningún dispenser, y la factura será por 1.154.980 pesos.

Así, el Gobierno pagará 170 pesos por cada bidón. Un precio promedio para el mercado de Resistencia para la compra por unidad, pero sustancialmente superior al precio de compra “por cantidad” al que puede acceder un comprador particular o pequeño revendedor.

Por ejemplo, una empresa de la competencia. Agua Rica, radicada en el área metropolitana, ofrece un bidón de 20 litros a 140 pesos, y 100 bidones a 80 pesos cada uno. Ergo: 53 por ciento por debajo del obtenido por el Gobierno por una megacompra de casi 6.800 bidones.

Además del precio, llama poderosamente la atención la poca confianza que el propio Gobierno tiene en la calidad del agua potable de Sameep.

Comentarios

comentarios