Marcha atrás: Capitanich anulará su decreto que eternizó a Charole en el Idach

355
Dirigentes indígenas de toda la provincia exigieron a Capitanich la anulación del decreto que prorrogó por tiempo indeterminado el mandado de Orlando Charole.

El gobernador Jorge Capitanich había prorrogado por decreto el mandado de Orlando Charole y todas las autoridades del directorio del Instituto del Aborigen Chaqueño, que cesaron en sus cargos el 30 de diciembre.

El Gobernador fundamentó su decisión en el vencimiento de todos los plazos de la convocatoria a elecciones como consecuencia de las restricciones impuestas en el marco de la pandemia que impidió el funcionamiento de la Junta Electoral.

Las elecciones que habían sido convocadas por decreto, inicialmente, para el 15 de noviembre.

Al no cumplirse la convocatoria, la Legislatura fijó otro para el 17 de enero, sujeto a la situación epidemiológica de las ciudades donde reside el grueso del padrón. La evaluación debía realizarse antes de fin de año pero tampoco ocurrió y el calendario electoral no fue habilitado.

Tras la segunda frustración, Capitanich apeló a otro decreto para prorrogar los mandatos hasta tanto se realicen las elecciones, sin más precisiones, lo que significa que las autoridades permanecerían inamovibles por tiempo indeterminado.

Referentes indígenas de toda la provincia cuestionaron la validez del decreto firmado el 11 de enero, cuando el organismo ya estaba acéfalo, por lo que no había autoridad alguna para prorrogarle el mandato.

Pero, fundamentalmente, interpretan que el Directorio del Idach y el Poder. Ejecutivo apelaron a la pandemia como excusa, y que en realidad se trató de una treta para mantenerse en el cargo sin pasar por un proceso electoral.

El descontento generalizado se manifestó en una movilización hasta la Casa de Gobierno, donde exigieron una audiencia con Capitanich, que los recibió y prometió anular el decreto cuestionado y buscar la manera de zanjar la acefalía urgentemente.

Comentarios

comentarios